//
archives

Archive for

Opinión : Costo de las publicaciones científicas

via The history of money

El debate sobre el costo de las publicaciones científicas y la alternativa del acceso abierto tiene ya varios años. La editorial Elsevier en particular (que hemos mencionado varias veces ya) ha sido objeto de muchas críticas por sus precios exorbitantes. En el año 2006 el comité editorial de una de sus publicaciones, Topology, renunció en masa y fundó otra revista de igual nombre en una editorial competidora. Elsevier dejó de publicar su revista en el 2009. Otros investigadores se han llamado al boycott, particularmente de Elsevier, pero la convocatoria nunca ha alcanzado una respuesta masiva.

Las publicaciones periódicas científicas ganaron popularidad a comienzos del siglo XX, y en la segunda mitad hubo una gran tendencia por parte de instituciones de investigación hacia la tercerización la publicación de sus revistas. De esta manera las grandes editoriales se volvieron aún más fuertes.

Con el advenimiento de las publicaciones electrónicas y las bases de datos en internet a fines de la década de 1990, y la pérdida de mercado para las publicaciones impresas en papel, el negocio de las editoriales científicas transformó esencialmente el producto, pasando a ofrecer de colecciones de revistas impresas a plataformas online con acceso a paquetes de revistas (bundles). De esta manera las instituciones que quieren suscribirse a una revista sobre un tema se ven forzadas a suscribirse a un montón de otras de menor interés.

Independientemente de lo que ya hemos mencionado, en los últimos 20 años las revistas han experimentado un fenómeno que desafía toda explicación: es el aumento agresivo y continuo de los precios de las revistas. El pasaje del papel a la impresión digital, la creación de las bases de datos, las subidas y bajadas de la economía, la aparición de consorcios de bibliotecas y nuevos títulos: todo es siempre una razón para aumentar y nunca para disminuir. El único modelo al que parece responder es al de la ley de Moore (cambiando transistores por dólares, obvio), y dado los reportes de ganancias, todo concuerda. Cobran más y ganan más.

Pero aunque la tecnología avanza como para hacer posible la ley de Moore sin problemas las billeteras no aumentan de la misma manera, y muchas instituciones se ven en problemas para renovar las suscripciones. Recientemente el Faculty Advisory Council de la Universidad de Harvard (imagino que será un organismo como el Claustro de nuestra Universidad, pero solamente con profesores), envió un extenso memorandum explicando que no alcanza el dinero para pagar las suscripciones y propone varias soluciones al problema, entre ellas

” Consider submitting articles to open-access journals, or to ones that have reasonable, sustainable subscription costs; move prestige to open access.

If on the editorial board of a journal involved, determine if it can be published as open access material, or independently from publishers that practice pricing described above. If not, consider resigning.”

Nos parece notable el “move prestige to open access”, porque va al meollo de la cuestión.

Como diferencia de otras publicaciones periódicas, las revistas científicas no pagan a los autores (inclusive a veces cobran) por publicar artículos. Los artículos son revisados y aceptados por un grupo de especialistas a los que tampoco se les paga; la aceptación incluye renunciar al copyright, por lo que las revistas se constituyen esencialmente de material valioso gratuitamente. Los únicos involucrados que cobran son los empleados de la compañía que editan, formatean y suben los textos. A pesar del costo limitado las revistas son luego vendidas a precios altísimos a los mismo autores que escriben y editan la revista, que, irónicamente, son personas notables por su inteligencia.

Lo que parece molestar a la academia y agencias de investigación gubernamentales es simplemente una cuestión de dinero; que se les cobre por acceder a lo que producen, pero no que existan las revistas en sí mismas.

Y ello es porque las publicaciones científicas son la medición más exacta de la carrera de un investigador. Los ascensos y las pérdidas de empleo se basan en la cantidad de publicaciones y en la calidad del medio en que se publica. De cierta manera son un evaluador externo de un individuo o grupo de investigador, y también son un foro de intercambio selecto y enfocado que agregan valor a la investigación. Esto se sabe hace mucho, y tiene sentido.

Hemos pensado largo y tendido al respecto, y nos parece que gran parte del funcionamiento del mundo editorial científico está muy bien. Las bases de datos están muy bien (excepto algunas interfaces de búsqueda), y creemos que es un mundo que se autorregula de forma eficiente. No ha estado exento de sexismo, falso prestigio y xenofobia, pero avanza de modo tal que propende a la calidad más allá de percepciones momentáneas.

Para la mayoría, el problema ni siquiera es que unas pocas compañías se beneficien con la investigación financiada por otros, sino que los precios sean tan altos. Desde nuestra perspectiva latinoamericana, los dos son problemas serios.

Una solución que se nos ocurre, es que las editoriales devuelvan parte de las ganancias. Puesto de forma simple, si por ejemplo Elsevier publica un 3% de artículos financiados por la ANII, que entregue un 3% de sus ganancias a la ANII.

Todos los países tienen fondos de financiación a las ciencias que miden su producción mediante la publicación de artículos científicos. Creemos que si las editoriales tuvieran, además de precios razonables, la obligación de dotar esos fondos que tan generosamente los proveen de contenido, generaríamos un círculo virtuoso del que todos saldríamos ganando.

Hat tip a los lectores Mauricio Delbracio y B por el input.

Leer más:

Stephen Curry: Harvard, we have a problem.

Urs Hartl: Boycott Elsevier

Douglas Arnold, Henry Cohn: Mathematicians take a stand

Alan Wexelblat: Is academic publishing finally at a crossroads?

Volver a la página de la Biblioteca.

Advertisements

Bases de datos en prueba – Thomson Reuters Web of Knowledge

Logo TimbóTenemos a través del Portal Timbó una prueba gratuita de la base de datos Web of Knowledge de Thomson Reuters, válida hasta el 23 de mayo de 2012.Para entrar a la base, haga click aquí. Para poder navegar la base es necesario acceder desde la red de una institución habilitada.

Thomson Reuters Web of Knowledge, conocida antiguamente como ISI Web of Knowledge, es una plataforma que incluye una gran cantidad de referencias bibliográficas de ciencia, tecnología, humanidades y artes. Las fuentes de las referencias son revistas, libros, congresos y patentes. La cobertura temporal es del año 1900 al día de hoy.

Web of Knowledge es un servicio bibliográfico muy prestigioso, y nos gustaría saber sus opiniones sobre la prueba. ¡Muchas gracias!

Volver a la página de la Biblioteca.

Día mundial de la Propiedad Intelectual

via gaebler.com

Texto de difusión.

La Fundación Julio Ricaldoni y el Instituto de Estructuras y Transporte de la Facultad de Ingeniería (UdelaR) expondrán por primera vez el fotoelasticímetro que utilizó el Ing. Julio Ricaldoni a comienzos de la década del 30, un aparato pionero en América del Sur y revolucionario para su tiempo que permite determinar las tensiones en estructuras, desde vigas hasta huesos y dientes.

via Instituto de Estructuras y Transporte

El aparato, que está funcionando y fue recuperado especialmente para este día, integra la muestra sobre el Ing. Julio Ricaldoni que se desarrollará por el Día Mundial de la Propiedad Intelectual bajo la premisa “Innovadores Visionarios”.

La misma se realizará el próximo jueves 26 de abril de 2012, de 11 a 13h, en el Edificio Polifuncional José Luis Massera de la Facultad de Ingeniería (UdelaR), ubicado en la Senda Ing. Nelson Landoni esq. Avda. Julio Herrera y Reissig.

La exposición es parte de los festejos por el “Día Mundial de la Propiedad Intelectual” que organizan la Fundación Julio Ricaldoni, la Dirección Nacional de la Propiedad Industrial del Ministerio de Industria, Energía y Minería y el Consejo de Derechos de Autor del Ministerio de Educación y Cultura con la colaboración de la Asociación General de Autores del Uruguay (AGADU) y el apoyo de la Red de la Propiedad Intelectual.

En el Anfiteatro Alción Cheroni disertará sobre “Innovadores visionarios en la Historia de la Ciencia y Tecnología en el Uruguay” y la Ing. Liliana Borzacconi realizará una presentación sobre: “Tratamiento de líquidos residuales: innovación, propiedad intelectual y desarrollo de capacidades nacionales”, en tanto que, en el hall de acceso, las instituciones de la Red de la Propiedad Intelectual realizarán una muestra sobre sus actividades.

La entrada es libre y al finalizar celebraremos con un brindis.

Más información en el adjunto: propiedad-intelectual

Esperamos contar con su grata presencia.

Por favor confirmar asistencia a secretaria@dnpi.miem.gub.uy

Volver a la página de la Biblioteca.

Estantes distantes

F is for finding fiction, Joel Robison

Desde que empezamos a trabajar en la biblioteca del IIE, hace 11 años ya, notamos una situación que nos generaba varios conflictos en nuestra forma de trabajar. En nuestra forma de ver las cosas, la biblioteca es un espacio que garantiza el acceso a la información (contenida en libros, revistas, informes) al público. Para ello es necesario que los libros estén en los estantes, o al menos, facilmente disponibles.

El problema es que la mayoría de los libros que se han adquirido en estos últimos años fueron seleccionados por docentes, que además proveyeron la financiación, y que hacen uso extensivo de ellos. Además, en la mayoría de los casos, son libros que pocas veces o ninguna se consultan.

Pero por otro lado el espacio de la biblioteca es muy limitado, y no hay lugar para alojar nuevos libros sin descartar ítems ya existentes. Reclamarlos no parece una idea muy inteligente, pues.

Luego de pensarlo y discutirlo con la dirección del instituto, y teniendo en cuenta las facilidades que nos da el programa Aleph, decidimos prestar los libros por lapsos muy largos a docentes. Algo así como “estantes distantes”, que los libros estén a disposición de quien los usa pero también seguirles el rastro desde la biblioteca.

Y, lo más importante, resolver el ocasional préstamo a otros usuarios.

Por eso, a partir del mes de mayo haremos un relevamiento de los libros en las oficinas del IIE y los prestaremos a docentes, quienes serán los responsables por los libros a su nombre.

El préstamo se hará de forma semestral. Nos parece un lapso sensato para pasar revista a lo que sigue en la oficina, cambió de lugar o se perdió, o si el titular del préstamo no está en el país o tiene un horario menor; es decir, si ya no es realmente un responsable.

Cuando un usuario pide en la biblioteca un libro en préstamo se contactará al docente, y si puede prescindir del libro entonces se devuelve a la biblioteca y se presta al usuario. Si el docente quiere prestar un libro que tiene en su oficina también puede hacerlo, pero tiene que tomar nota de algunos datos y comunicarlos a biblioteca (puede ser en un mensaje electrónico o papel).

Los datos que se necesitan son:

– cédula del docente que presta,

– cédula del usuario,

– correo electrónico del usuario,

– número de inventario del libro, y

– primer autor del libro.

Si el usuario no está registrado en la biblioteca, entonces el libro quedará en préstamo a la persona que lo prestó.

Si parece poco razonable prestar a personas que no están registradas o sin el consentimiento del docente registrado, es porque realmente es mejor evitarlo.

Volver a la página de la Biblioteca.

Semana en silencio

Esta semana ha sido de silencio absoluto en el blog de la Biblioteca. El informe anual de actividades y otros proyectos que tenemos entre manos (de los que hablaremos más tarde, si hay interés), junto con un persistente resfrío en una personita que es gran prioridad, han absorbido toda nuestro tiempo y atención. El torbellino nos tomó un poco por sorpresa, por lo que no avisamos o redactamos artículos de antemano como es nuestra costumbre.

Un vistazo a las estadísticas de WordPress nos indican que en estos días recibimos muchas visitas buscando información sobre la Editorial Académica Española, LAP Lambert y el scam científico. También encontramos entre los search terms: qué es ISBN, descargar Citavi, cómo se obtiene un número de ISBN en Uruguay, diferencia propiedad intelectual copyright, como presentar tesis de maestría y Bing Bang theory. Como siempre, mucha gente nos encuentra por la descripción de las fotos con las que ilustramos las entradas (gente leyendo, mujer bajando escalera con libros) y algunos pocos, muy pocos, con nombres mencionados en nuestro blog (en su mayoría autores de artículos o bibliografía mencionada).

Esperamos que hayan encontrado la información que buscaban y se hayan ido contentos de nuestro blog. Aunque la gente que llega buscando diseño para etiquetas de vino aniversario (que mencionamos tan solo una vez aquí) probablemente no encontró lo que buscaba, a lo mejor se rió un rato.

En los próximos días reanudaremos la publicación de nuevas entradas. Hasta ese entonces, gracias por la paciencia y más gracias aún, por leernos.

Otras lecturas de viernes

Oscar Bolton Green via grain edit

Para la lectura en este fin de semana proponemos refrescar entradas pasadas. Desde algunas novedades acerca de la Encyclopedia Britannica hasta nuevos números de Growing up with Scientist Mom.

AP via DeseretNews: Se disparan ventas de ejemplares impresos de la Encyclopedia Britannica. (Entrada original: 23/03/2012, Wikipedia, Microsoft y la Encyclopedia Britannica).

Library of Congress’ Inside Adams: A Factory, a Fire, and Worker Safety. (Entrada original: 9/03/2012, Día internacional de la Mujer)

Alejandro Pareja: nuevas entregas sobre José Pedro Varela. (Entrada original: 02/03/2012 José Pedro Varela).

British Library’s Untold Lives: loas de Charles Dickens a los bigotes y barba (Entrada original: 10/02/2012, Bicentenario de C. D.)

Wired: Los 5 mejores trabajos merecedores del IgNobel (Entrada original: 29/12/2011, Premios IgNobel).

Jesse Tahirali: nuevos números de Growing up with scientist mom. (Entrada original: 23/12/2012: Growing up with scientist mom).

Volver a la página de la Biblioteca.

Portal Timbó : Novedades en la Plataforma IEEE

Logo TimbóPor Nicolás Caitán, via Blog Timbó

 

Estimados usuarios de IEEE Xplore,

Desde el 1 de abril de 2012 IEEE va a lanzar la nueva plataforma IEEE Business Platform, un suite de aplicaciones potenciadas con un nueva arquitectura orientada a servicios, que incluye mejoras a IEEE Xplore, creación y renovación de membrecías y gestión de perfiles personales.

Mientras se van a agregar muchas características nuevas a IEEE Xplore, hay dos cosas importantes sobre las cuales tomar nota:

1. Cuentas personales de IEEE, cambio en el nombre de usuario después del lanzamiento: las personas que se registren con un nombre de usuario de una cuenta personal, el que se utiliza para definir preferencias individuales, se le solicitará que cambie su actual nombre de usuario por su e-mail. Usuarios institucionales no están afectados por los cambios y permanecerán iguales.

2. Las búsquedas guardadas y el historial de búsquedas serán borradas: todas las búsquedas guardadas y los registros del historial van a ser BORRADOS con el lanzamiento. Recomendamos a todos los usuarios que copien y peguen sus búsquedas en un documento, para poder recrear las búsquedas después del lanzamiento. IEEE ha comunicado a todos los usuarios que tienen búsquedas guardadas sobre este cambio. Alertas de Tablas de Contenido no estarán afectadas por los cambios y permanecerán activas.

Información sobre las nuevas características:

Si necesita ayuda buscando en éste o cualquier otro recurso del Portal Timbó, no dude en acercarse a la biblioteca y con gusto lo atenderemos.

Volver a la página de la Biblioteca.

Nuevos tutoriales para el catálogo integrado

Autor desconocido, via teaching literacy

La Biblioteca de la Facultad de Ciencias Sociales ha creado una serie de videos con tutoriales introduciendo al uso del catálogo integrado. Los videos están en YouTube, y también se pueden ver en la página dicha biblioteca.

Nos parecen muy buenos y didácticos, y recomendamos su uso.

Búsqueda básica:

Búsqueda avanzada:

Cambiar contraseña:

Renovaciones en línea:

Reservas en línea:

 

¡Felicitamos a los colegas de la Biblioteca de Ciencias Sociales por esta iniciativa!

Via Avances FCEA.

Leer también,  en el Blog: Catálogo integrado  y Tutoriales de la Biblioteca de la Facultad de Ingeniería.

Si necesita ayuda utilizando el sistema Aleph, tanto para búsquedas como para manejar el perfil de usuario, no dude en acercarse a la biblioteca, y con gusto lo atenderemos.

Volver a la página de la Biblioteca.

Normativa para filiación de autores de la Universidad

via Municipio B

Un gran problema que surge al intentar recopilar la información publicada por docentes de las distintas dependencias de la Universidad de la República en bases bibliográficas internacionales, es la diversidad con la que figura la filiación. “UdelaR”, “University of the Republic”, “Universidad Mayor del Uruguay” son algunos ejemplos.

La base de datos IEEE, que revisamos anteriormente, toma la filiación tal cual la ponen los autores, mientras que Scopus, que también revisamos, realiza un valiosísimo intento de unificar todas las filiaciones idénticas aunque estén expresadas de forma distinta.

Para solucionar ese problema se aprobó recientemente un nuevo artículo al Estatuto del Personal Docente al respecto:

“Capítulo IV – Disposiciones Varias
Artículo 84º – Toda publicación realizada por el personal docente de la Universidad de la República que se relacione con su actividad académica dentro de la Universidad deberá indicar tal circunstancia.

El formato que deberá emplear es el siguiente: “Grupo, Facultad, Universidad de la República, Uruguay”. La mención de la Universidad de la República será obligatoria, y deberá escribirse en español, los otros dos campos serán opcionales.

El término publicación alcanza a cualquier forma de difusión de la actividad académica del docente (artículos, libros, informes y otras que existan o puedan crearse), en todos los formatos (impresos, digitales, y otros que existan o puedan crearse).

Las publicaciones que se realicen como resultado de cualquier tipo de financiación otorgada por la Universidad de la República, deberán así indicarlo en forma expresa.”

(via Noticias de Facultad de Derecho).

Deberán tomarse decisiones con respecto a los institutos de la Facultad, donde la filiación tendría cuatro campos (grupo, instituto, facultad, universidad) y cómo mencionar a los grupos de dos institutos y los de dos facultades, por ejemplo el Núcleo de Ingeniería Biomédica con Facultad de Medicina, y el Grupo de Procesamiento de Audio con la Escuela de Música.

Y claro, una vez que se toma la decisión, apegarse a ella.

Gracias a Julio Pérez por llamar la atención sobre esta nueva normativa.

Volver a la página de la Biblioteca.

Referencias bibliográficas: Perspectiva histórica

Mundaneum via Spiegel Online

Describir de forma inequívoca obras que no están presentes es una preocupación que tiene larga data. El listado bibliográfico más antiguo que se conoce fue escrito por Calímaco aprox. en el año 250 AC y describe las existencias de la Biblioteca de Alejandría (1). También sobreviven catálogos de manuscritos de bibliotecas monásticas, escritos por monjes bibliotecarios medievales.

En la segunda mitad del siglo XIX comenzaron a distinguirse dos caminos de la descripción bibliográfica: la que refería a las obras existentes en una biblioteca o conjunto de bibliotecas (el catálogo) y la que refería a las obras conteniendo conocimientos en cierta área (la bibliografía). Estas corrientes de desarrollo, que fueron y siguen siendo muy cercanas, tuvieron dos escenarios diferentes siendo los teóricos de la catalogación en su mayoría norteamericanos, y los de la bibliografía, europeos. También vale mencionar que fue recién a finales del 1800 dejaron de usarse los cuadernos como catálogos; aunque no puede atribuírsele su invención, la Biblioteca del Congreso fomentó ampliamente el uso de fichas catalográficas con el servicio de suscripción, puesto en marcha en 1911 (2).

Los primeros teóricos de la descripción bibliográfica observaron las limitaciones de la ordenación alfabética o cronológica, determinando la necesidad de la ordenación y clasificación temática en los catálogos y listados (y también en los estantes), y desarrollaron sistemas que aún están en uso. Algunos de ellos son el Sistema Decimal de Dewey, cuya primera edición data de 1876 (en la biblioteca del IIE usamos la edición 22), y el Sistema Decimal Universal, basado en el sistema de Dewey pero con otra flexibilidad (también en uso en varias bibliotecas en Uruguay, aunque Dewey es el más popular).

Aunque la clasificación documental es un proceso muy ligado a la catalogación, es en realidad muy diferente y lo desarrollaremos en otra oportunidad en el blog.

Una iniciativa digna de mención que recientemente fue nombrado por la publicación alemana Der Spiegel como el antecesor de Google es el Mundaneo, fundado en 1911 en Bélgica por los abogados Paul Otlet y Henri La Fontaine. La finalidad del Mundaneo era recopilar toda la investigación generada en el mundo en fichas bibliográficas, organizadas temáticamente. En los planes de Otlet también estaba la posibilidad de consultar los archivos del Mundaneo de forma remota, y un sistema de localización y distribución de publicaciones (3) (4).

El primer paso para describir eficientemente obras, fueran libros de una biblioteca o artículos publicados en un conjunto de revistas sobre cierto tema durante un lapso, era tener diseñar formatos que incluyeran la información relevante en la menor cantidad de espacio.

Según las características de las obras conteniendo la información, y las necesidades de los destinatarios de los productos resultantes se crearon los primeros formatos bibliográficos, que se han revisado periódicamente para acompasar los cambios en una y otra parte como vimos en entregas anteriores.

Bibliografía citada:

(1) Wikipedia: Callimachus

(2) Wikipedia: Library catalog – History

(3) Wikipedia: Mundaneum

(4) Meike Laaf. Netzvisionär Paul Otlet: Googles genialer Urahn. Spiegel Online, 20/07/2011

Si tiene consultas sobre cómo elegir o utilizar formatos bibliográficos no dude en acercarse a la Biblioteca, y con gusto responderemos a sus preguntas.

Volver a la página de la Biblioteca.